Sígueme

Tw Fak Pint Yobe G+ Tumblr LinIn Amazon Goodreads Lektu Podcast Contacto rss

domingo, 29 de mayo de 2011

A veces ocurre...

...que te dejas llevar por la emoción. Eso me ocurrió a mí anoche. No, no grité, ni salí a dar saltos por la calle, ni tan siquiera me puse un copazo para celebrarlo, pero sí reconozco que hubo un par de momentos en los que me emocioné bastante. ¿Por qué? Bueno, quizá porque llevo unas cuantas semanas (meses, incluso) bastante emotiva yo: entre mi propia situación psicológica, el 15M y el 27M y el hecho de que mi vida parece estar al borde de un cambio radicalísimo... pues a ratos se te desborda la emoción y te encuentras como me encontré yo anoche, lloriqueando por un evento que, si lo pensamos fríamente, ni me va ni me viene (no me va a dar de comer, no va a incrementar los ceros de mi cuenta bancaria, no va a suponer un cambio ni grande ni pequeño en mi vida). Qué le voy a hacer. Quizá sea cierto que, aunque no haya pan, con el circo a ratitos nos basta. O quizá sea que, cuando no tienes mucho más a lo que agarrarte, te aferras al circo con uñas y dientes. O tal vez sea, sencillamente, que soy humana y estas cosas me emocionan.
No lo sé. Pero... me emocioné. Y sobre todo hubo una cosita que hizo que mi amplia sonrisa de "hemos ganado" se convirtiera en una lucha por contener una lagrimita traidora: la escena de Pujol atándole a Abidal el brazalete de capitán para que pudiera levantar él la copa (después de pasarlo como lo ha pasado de mal el hombre con el cáncer que, afortunadamente, ha logrado superar). En un mundo en el que ves ejemplos de egoísmo, avaricia, deslealtad y traición en cuanto abres los ojos por la mañana y no dejas de verlos hasta que te acuestas por la noche, un detalle tan nimio y al mismo tiempo tan importante me llenó de esperanza, aunque sólo fuera un ratito.

También esta mañana me he emocionado al leer que anoche los concentrados en la Plaza de Cataluña dieron una lección de civismo a los "radicales" que se dicen culés en su celebración violenta de la Champions League. Concentrados entre los que, me apuesto lo que queráis, el 90% eran del Barça. O el triunfo de la no violencia, la sensatez, la serenidad, la lealtad y la amistad, todo concentrado en una copa. Enhorabuena, Barça. Enhorabuena, Barcelona =)

4 comentarios:

  1. Madre mia Ni, fumas, eres del Barça...que decepción...que decepción...XD XD XD

    ResponderEliminar
  2. Grande tu post, yo ayer más pendiente que del partido, estuve pendiente de Plaça Catalunya, y aluciné en com los acampados recogieron para dejar la plaza a los que fueron a celebrar.

    Un gesto de humildad increíble, la gente que está allí, se lo merece todo.

    Un abrazo, gran post.

    ResponderEliminar
  3. Muchas gracias, Alexander =) No sé por qué la gente me mira mal por ser madrileña y del Barça, pues cada uno es del equipo que le toca el alma, ¿nu? =( Y el sábado además me demostraron muchas cosas, los jugadores, los aficionados y los barceloneses en general ;)

    ResponderEliminar